EL ALTO

Envían a Chonchocoro al hombre que le sacó un ojo y fracturó los brazos a su esposa


Fue acusado de intento de feminicidio y enviado a prisión con detención preventiva. La agresión se registró el fin de semana en El Alto. La víctima continúa hospitalizada


Envían a Chonchocoro al hombre que le sacó un ojo y fracturó los brazos a su esposa | Imagen referencial
Escuchar el artículo   Publicidad Pausar Lectura

30/01/2019

Simón C. fue enviado este miércoles al penal de máxima seguridad Chonchocoro, en La Paz. Fue acusado por el delito de tentativa de feminicidio luego de que provocara la pérdida de un ojo de su pareja, María Ch., a quien además le fracturó los brazos delante de sus hijos de 3 y 6 años de edad. La víctima tiene varios días de impedimento.

"El incidente fue de tal gravedad que el agresor ha llegado a vaciarle todo el ojo izquierdo, motivo por el cual la víctima ha perdido la visión (...)", informó Angélica Rocha, directora General Ejecutiva del Servicio Plurinacional de Asistencia a la Víctima (Sepdavi), en contacto con ANF.

La feroz golpiza se registró el 24 de enero en la ciudad de El Alto, en La Paz, el pasado fin de semana cuando la pareja se encontraba en el interior en el interior de su minibús, donde también estaban sus dos hijos, y Simón golpeó brutalmente a su esposa porque, supuestamente, se negó a darle más dinero para seguir consumiendo bebidas alcohólicas.



  • Acusados de vejar a una joven "temen ser violados" en Palmasola

"Mis manos me ha roto uno por uno y luego mi ojo con su dedo me ha sacado", contó la víctima a ANF. Continúa internada el Hospital de Clínicas de la ciudad de La Paz.

La mujer señaló que no es la primera vez que es víctima de violencia por parte de su esposo, que los hechos son recurrentes desde hace ocho años. Contó también que en anteriores ataques, su pareja le dañó una oreja y en otra ocasión le rompió la nariz; sin embargo, ella perdonaba a su esposo.

Recordó que hace dos años denunció estos hechos violentos ante la Policía hasta llegar a las instancias judiciales, pero las audiencias se suspendían constantemente y por falta de dinero dejó el caso.

María requiere medicamentos, donantes de sangre y dinero para pagar el delicado tratamiento médico que recibe en el hospital. La abogada Rocha dijo que el Sepdavi hará seguimiento del caso y brindará patrocinio legal a la víctima.





 




En esta nota