POLÍTICA

Romero, acechado por las críticas, desiste de procesar a 4 internautas


Serán procesados por el ministro por delitos contra el honor el excoronel Medina, quien dijo que fue su abogado y la diputada Jimena Costa, pese a que ella se retractó de lo indicado


El ministro de Gobierno, Carlos Romero, ofreció el martes por la mañana una conferencia de prensa
Escuchar el artículo   Publicidad Pausar Lectura

15/05/2019

El ministro de Gobierno, Carlos Romero, luego del anuncio de que la Fiscalía citó a cuatro internautas que lo criticaron por el caso Montenegro y Medina, fue inundado por las críticas, por lo que ayer se vio obligado a decir que por consejo “de sus asesores y de personas particulares” decidió desistir de ese proceso.

“¿Qué es lo siguiente?, ¿árbitros de fútbol enjuiciando a hinchas para que prueben la veracidad de los insultos que dijeron sobre sus madres?” (sic), fue uno de los cuestionamientos que ahora surgieron contra Romero en las redes sociales.

La comunicadora Lupe Cajías, dijo a este medio que el ministro atentó al procesar a internautas contra la libertad de opinión, lo que podía ser muy peligroso en año electoral. El también comunicador, Andrés Gómez publicó: “Romero calumnió e injurió a Amparo Carvajal, presidente de la Apdhb; y a Franclin Gutiérrez, presidente de Adepcoca; es más, ordenó encarcelar a éste, pero él no soporta ni que le miren feo. ¿Aún dudan que en el Estado Plurinacional rige una dictadura?”.



El diputado Gonzalo Barrientos consideró la acción como “un abuso, persecución política contra los ciudadanos” y que “se comete un atentado contra la libertad de expresión”. “En vez de dedicarse a controlar las redes sociales dedíquese a controlar a la Policía. Su trabajo es perseguir narcotraficantes, no asediar a los internautas”, le dijo el opositor Samuel Doria Medina.

La mañana de ayer, el ministro compareció ante los medios en Santa Cruz, y cuando le preguntaron sobre este tema, sonrió para responder. “Si yo no le interesara tanto a la oposición quiere decir que sería un ministro inadvertido o intrascendente, pero si formo parte de las preocupaciones tan permanentes de ellos, quiere decir que mi trabajo tendrá algún efecto”.

Resaltó que su preocupación principal es la lucha contra la delincuencia y que tiene un acumulado de resultados en los años que es ministro, así que “en ese tema de redes sociales, que expresan vocerías políticas o de otro orden, si nos critican, debemos asumirlo con humildad; si nos observan el trabajo, hay que verlo con reflexión y filosofía. Si nos insultan tenemos que aceptarlo, lamentablemente es la condición de una persona pública”, complementó.

Entonces señaló que como le aconsejaron asesores y personas particulares “que no haga caso a lo que se dice en las redes sociales, así que me voy a manejar en ese sentido, no voy a hacer caso a ese tema” y confirmó que desistirá del proceso.



El domingo, en una entrevista con los medios estatales, señaló que se realizó un trabajo de peritaje, a través de detección informática, y se pudo dar con los autores, en muchos casos de publicaciones anónimas, que han escrito muchísimas cosas de descalificación en este tiempo.

Otros dos procesos que inició Romero sí están en marcha: contra la diputada Jimena Costa y el excoronel Gonzalo Medina, por delitos contra el honor.

ANF informó que el Juzgado Tercero de Sentencia abrió proceso contra la diputada opositora porque la semana pasada, en una entrevista, ella dijo que había fotos de Romero con un narcotraficante. El ministro exigió que se retracte de tal afirmación y anunció con llevar el caso a la vía penal. Costa se retractó y denunció que era intimidada por las declaraciones que hizo.

Sin embargo, Romero el 9 de mayo presentó denuncia para que se siga proceso a la diputada. El proceso es por difamación, calumnias e injurias.

El caso contra Medina radica en el Juzgado Cuarto de Sentencia de La Paz. Lo denuncia porque en su audiencia cautelar, el exdirector de la Felcc de Santa Cruz refirió que fue Carlos Romero quien le pidió quedarse en el cargo por una decisión política y, además, dijo que fue abogado del ministro.





 




En esta nota