PORTADA SANTA CRUZ BOLIVIA MUNDO ECONOMÍA OPINIÓN TENDENCIAS ESCENAS DIEZ SOCIALES CLASIFICADOS
OPINIÓN



| 10/08/2018


50 años del hotel Cortez

“Una empresa familiar (EF) es aquella cuyos propietarios son los mismos que la dirigen, es decir, la cultura de la empresa es reflejo de la cultura de la familia”, reza una sentencia del experto en EF, Dr. Santiago Dodero, del Instituto de Alta Dirección de Buenos Aires. Aquello, que en principio es una fortaleza, puede convertirse en una de las principales causas para el desmoronamiento de una EF por los conflictos entre familia y negocio. La estadística en América Latina es muy drástica: 2 de cada 3 EF no sobreviven a su segunda generación. La gestión se ve afectada por presiones de índole familiar en la selección de recursos humanos, no siempre competentes y calificados. Los roces y conflictos por el control de la empresa amenazan la relación entre parientes. La incorporación de las nuevas generaciones produce celos y rivalidades. La sucesión no siempre es producto de una planificación y afecta los lazos de unión de la familia.

Por todas estas razones, que una empresa familiar boliviana llegue al medio siglo de vida –en su mejor momento, y con muchos planes de expansión y crecimiento– es un caso de éxito digno de destacarse. La figura de un visionario –Martín Cortez James, mi padre– que inspiró, creó, construyó y dejó como legado a su descendencia su proyecto de vida, el hotel Cortez, es quizás el secreto detrás de esta historia.

La historia de este hotel –su génesis, su filosofía de vida, su concepto de calidad– está indisolublemente imbricada con la historia personal de su creador. Un autodidacta que nace en la pobreza –al pie del salar de Uyuni– y tiene que enfrentarse a las duras adversidades de la vida trabajando desde su niñez. Fue ayudante de carpintería, asistente de laboratorio de ensayos y pruebas de materiales, moledor de piedras, engrasador de ingenios mineros, hasta que, a los 16 años, atravesó el país para ir a luchar en las ardientes arenas del Chaco. Después de esa campaña, al volver a los “socavones de angustia”, le encomiendan la atención de los campamentos. La caída y volatilidad del precio de los minerales lo empuja a buscar nuevos horizontes en los valles bolivianos, como contratista de comedores de compañías constructoras y petroleras. Transcurren muchos años –alejado de los suyos– viviendo en campamentos al borde de carreteras en construcción. Una de esas carreteras lo trajo a Santa Cruz.

En 1960 tuvo la idea de abrir un balneario, que bautizó como La Poza del Bato, en las afueras de esta “amable ciudad vieja” de calles ardientes y polvorientas. Esos fueron los inicios del hotel, que coincidieron con el despegue de la economía cruceña. Ocho años más tarde, convirtió el balneario en uno de los hoteles más modernos de Santa Cruz de la Sierra con 12 habitaciones, tres chalets, un restaurante y la piscina. En estos 50 años, con múltiples ampliaciones, su proyecto se convirtió en una verdadera escuela de la “industria sin chimeneas”. En 1993 –al cumplir las bodas de Plata– supo pasar la posta y preparar una ordenada transición para que la segunda generación se haga cargo. Los órganos de gobierno de la EF (Directorio, Asamblea Familiar, Consejo de Familia) permitieron profesionalizar la gestión y enfrentar los nuevos retos con mayor fortaleza y esperanza.

Desde hace 50 años, lo “cortez” de la ley de la hospitalidad cruceña se escribe así, con zeta.





OTRAS PUBLICACIONES DEl AUTOR
Crux Sancta
Que no quede huella
Mi primera vez
Del WhatsApp su sindicato
Revisar la revisión
De libros, pelotas y prejuicios
¡Que comience el show electoral!
15 años en un mundo de palabras
Todos los libros del presidente
¿Con qué asociamos la palabra mujer?
Trumpinho
¿Ubi sunt?
Comprensión lectora
Dark Social
50 años del hotel Cortez
Los demasiados libros
De futbolero a pelotero
De Rusia con amor
VAR para Bolivia
Los números de la lectura
En Facebook


24/03/2019
Democracia en peligro
24/03/2019
Corrupción e impunidad, combo maldito
24/03/2019
Hace 93 años nació un notable emprendedor cruceño
24/03/2019
¿Soñamos mucho?
24/03/2019
El fin de una reivindicación abre oportunidades para Bolivia
24/03/2019
Cero tolerancia a la corrupción


EL DEBER
 
Te puede interesar
Como ojos en los cerros, así se ven los túneles que utilizan los ‘jukus’
BOLIVIA

Hay túneles de hasta 2 km de largo que camuflan a los 'jukus'

ECONÓMICO

Denise Hurtado Castedo: “Ayudo a las personas a que construyan su propósito”

Vanina Montemuro en una actividad que este febrero logró movilizar a 300 personas
SANTA CRUZ

El ‘challenge’ de limpiar el planeta empieza a calar en los cruceños

Diez
Bolivia no pudo en su debut en el Sudamericano ante Ecuador. Foto: El Comercio
SUB-17

La sub-17 de Bolivia cayó ante Ecuador en su debut en el Sudamericano

Imágenes del partido entre Wilstermann y Nacional Potosí. Foto: APG
COCHABAMBA

Wilstermann venció a Nacional Potosí y le quitó su invicto

Jusino en el aeropuerto de Busan. Foto: Nataly Carrión
ASIA

La Verde se instaló en la ciudad en la que juega Iniesta

Sociales
Foto: Internet
SOCIALES

Angélica Rivera regresa a la actuación tras ruptura sentimental

Fotos: Erlan Terrazas
SOCIALES

Residentes bolivianos en Milán eligen a sus reinas del Carnaval

Foto: Instagram
SOCIALES

Gley Salazar y Agustín Belforte revelan detalles de su relación