TENDENCIAS

Las sorprendentes 'nubes Ovni' que se pueden formar en el cielo


El fenómeno es muchas veces confundido con un 'platillo volador' y una visita extraterrestre. Te explicamos cómo se forman


Nubes en forma de ovni impresionaron a Sudáfrica. (Fotos: El Comercio)
Nubes en forma de ovni impresionaron a Sudáfrica. (Fotos: El Comercio)
Nubes en forma de ovni impresionaron a Sudáfrica. (Fotos: El Comercio)
Escuchar el artículo   Publicidad Pausar Lectura

10/04/2019

Son muchas las personas que han confundido alguna vez una nube con un OVNI (Objeto Volador No Identificado).

Incluso hay quienes aseguran de que se trata de una visita extraterrestre y han 'inmortalizado' las imágenes subiéndolas a Internet. Pero, que 'no panda el cúnico', como decía el Chapulín Colorado (personaje mexicano). Se trata de un fenómeno meteorológico que se conoce como nubes lenticulares.

Uno de los casos más sonados fue el ocurrido en Ciudad del Cabo, Sudáfrica, el 8 de noviembre de 2015, cuando su cielo se llenó de asombrosas nubes con forma ovoides que la gente asociaba con el imaginario de los 'platillos voladores'.



En la comunidad científica se explica que estas nubes se forman en la troposfera (la parte más baja de la atmósfera) y según sus características exactas se pueden dividir en altocúmulo estacionario lenticular (altocumulus lenticularis, es el tipo de nube lenticular más común), cirrocúmulo estacionario lenticular y estratocúmulo estacionario lenticular. El aspecto característico de las nubes lenticulares da lugar a paisajes espectaculares y ha sido el origen de muchos “avistamientos” OVNIs.

 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

UFO's over Cape Town �� #lenticularclouds #Capetown #ishootwithorms #tablemountain #WeHeartMountains

Una publicación compartida de Kyle Mijlof (@mijlof) el

¿Cómo se forman?

En un artículo publicado en la página de meteorología en red, se explica que estas nubes son un flujo de viento ascendente relativamente fuerte y en el que se encuentra una inversión térmica en la atmósfera.
 
Al recorrer el aire en dirección ascendente y con una inversión térmica, se generan turbulencias que son clasificadas como turbulencias mecánicas. El aire llega por fin a la cima con mucha menos temperatura de la que lo tenía en superficie o cercana a ella.

Conforme continua ascendiendo por la atmósfera cada vez más, la temperatura continua descendiendo cada vez más a causa de la inversión térmica. Si el aire que ha ascendido a lo largo de la montaña es húmedo, es decir, viene cargado de gotas de agua, la humedad se va condensando conforme disminuye la temperatura en altitud, ya que alcanza el punto de rocío.

Al condensarse el aire ascendente, nos encontramos con la formación de una masa nubosa que crece hasta la cima de la montaña y que, al encontrarse con la inversión térmica, se formarán las nubes lenticulares.



También puedes leer:



 




En esta nota